Apropiado para antes y después del ejercicio físico. Para el calentamiento previo, realizar enérgicos movimientos de masaje para tonificar los músculos. Para los estiramientos posteriores al ejercicio físico, realizar movimientos suaves y profundos. Descongestiona, relaja, activa la circulación y tonifica.

Envase de cristal 100 ml.

Aceite Balsámico Relajante

18,35 €Precio
  • Aplicar poca cantidad, dando un suave masaje en dirección ascendente, sobre la piel limpia. Desde los tobillos hasta los muslos. Después, apoya las piernas y descánsalas un poco elevadas.

    El árnica y el romero mitigarán el dolor y facilitarán la circulación, y la lavanda ejercerá un efecto relajante.

    Apropiado para después del ejercicio físico, o de un esfuerzo inusual. Tonifica y relaja.

    Si padeces de piernas cansadas, o de varices, intenta evitar la ropa estrecha y descansar las piernas de vez en cuando.